La FHUM y nuestro Programa Piel Sana “Nuestras Manos Cuidan tu Piel”, se basa en identificar a los pacientes con riesgo de desarrollar lesión por presión. La valoración del riesgo se identifica mediante la Escala de Braden, la cual dará como resultado el cambio de posición requerido y los cuidados de enfermería para cada paciente.

Su piel puede estar expuesta a escaras por diversos factores:

  • Por presión ( sobre una zona de la piel)
  • Por roce ( el roce de la piel con la sabana o colchón)
  • Por humedad (secreción, orina o sudor)

Recomendaciones de seguridad para el paciente:

  • Procure levantar su cuerpo cuando requiera movilizarse, evite arrastrarse.
  • Es importante mantener la cama limpia, seca y sin arrugas.
  • Mantener la piel hidratada, aplicar constantemente crema.
  • Mantener la piel totalmente seca, especialmente en pliegues ( cuello, brazos, rodillas)